¿Césped artificial o césped natural?

cesped artificial

Todos nos hemos hecho esta pregunta alguna vez cuando hemos pensado en poner césped en nuestro jardín o terraza. La textura, el color y la elegancia que nos aporta no es comparable a las baldosas o las piedras.

Hace años no había ninguna duda, el césped natural era la mejor opción, requería más mantenimiento pero el césped artificial no estaba a la altura, era una copia mal hecha que no merecía la pena.

cesped artificial
cesped artificial

Hoy en día las tornas están cambiando, los nuevos procesos de fabricación están consiguiendo resultados muy realistas, y tenemos a nuestra disposición césped artificial que se confunde totalmente con el natural. Tienes más información sobre tipos, instalación y mantenimiento en esta web de cesped artificial, con consejos y trucos para elegir el mejor en relación calidad precio.

La instalación del natural es más barata, pues sólo hay que comprar abono y semillas, pero el mantenimiento a largo plazo resulta mucho más caro. Necesita regarse regularmente, nutrir la tierra, cortarlo y eliminar las malas hiervas.

En cambio el césped sintético no exige apenas mantenimiento. Simplemente regarlo de vez en cuando en verano para refrescarlo y cepillarlo un poco si hemos estado tomando el son tumbados en él. Lo que sí es cierto es que la inversión inicial es elevada, pues hay que comprarlo e instalarlo, aunque con la moda low cost podemos encontrar paquetes preparados para instalarlo nosotros mismos siguiendo las instrucciones.

Lo que más suele preocupar es el cómo quedará estéticamente, tenemos miedo a que quede feo, pero como hemos comentado antes, hoy en día tenemos césped que parece totalmente natural, incluso hay gamas que ni tocándolo podríamos distinguirlos.

¿Cómo lo consiguen? Con distintas tonalidades, distintos tamaños de cerdas, formas irregular, direcciones no simétricas, materiales suaves, etc.

Si tienes tiempo y recursos para mantener el césped la mejor opción es que sea natural, pero si quieres instalarlo y olvidarte de su mantenimiento, sin ninguna duda lo más recomendable es el artificial, lo tendrás siempre verde y al tamaño perfecto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*